iRobot, la otra cara de la roomba

iRobot, la empresa fabricante de Roomba, tiene otra cara. La de la seguridad pública y militarLos vehículos terrestres no tripulados (UGV) realizan varias misiones y salvan vidas a diario en actividades de búsqueda, reconocimiento, desactivación de explosivos y protección en situaciones de riesgo.
 
Los robots móviles tácticos de iRobot incluyen el iRobot 110 FirstLook, un robot de tamaño reducido, ligero y arrojadizo para operaciones especiales; el iRobot 310 SUGV (vehículo terrestre no tripulado de tamaño reducido), un robot para operaciones móviles a pie; el iRobot 510 PackBot (del que ya hemos hablado), uno de los robots probados con mayor éxito en condiciones de batalla del mundo y el iRobot 710 Warrior, un robot de gran tamaño que transporta grandes cargas.
 


 
En cifras. En 2007, iRobot firmó con el Departamento de Defensa de EE.UU. un contrato por 286 millones de dólares para la provisión de robots pensados para la seguridad. La tendencia, desde entonces, se mantiene al alza. Solo como dato, en 2011, más de 4.000 PackBots fueron entregados a las fuerzas militares y otros sectores de la defensa civil en todo el mundo, participando tanto en operaciones de búsqueda como en desactivación de explosivos y tareas de reconocimiento. En la actualidad, la cifra ronda los 5.000 robots distribuidos. En 2009, 2.000 unidades de Packbots actuaron en Irak y Afganistán, para neutralizar artefactos, coches bombas y otra clase de explosivos.
 
iRobot amplía su mercado más allá de la roomba y al tiempo que avanza en la innovación al servicio del hogar, mantiene su vertiente de seguridad militar con los vehículos terrestres y también marítimos, pero eso ya será otro post.
 
Síguenos en Twitter 
Síguenos en Facebook
Visítanos en nuestra tienda online de Roomba
 
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Carrito de compra